Ejecutar Windows XP después de que termine el soporte, aumentará el riesgo de que la tecnología se vea afectada por los delincuentes cibernéticos.