Pulse aquí para recibir nuestras novedades a través de RSS
Sólo un 44% de los españoles conoce cómo su actividad en la red puede influir a largo plazo en su reputación online

Sólo un 44% de los españoles conoce cómo su actividad en la red puede influir a largo plazo en su reputación online



  • Microsoft presenta un estudio - realizado en Estados Unidos, Canadá, Alemania, España e Irlanda - que analiza el impacto que tiene en las personas sus actividades online con motivo del Día de la privacidad el próximo 28 de enero
  • A pesar de estos datos y en comparación con el resto de países encuestados, España registra un mayor porcentaje de ciudadanos preocupados por su reputación online


Un estudio realizado por Microsoft con motivo del Día de la privacidad muestra que menos de la mitad de los encuestados en todos los países es consciente del impacto que tienen sus actividades online, tanto en sí mismos, como en la reputación digital de otras personas. Una encuesta realizada a más de 5.000 personas en Estados Unidos, Canadá, Alemania, España e Irlanda, revela que mientras que un 91% de los encuestados admite que ha hecho algo, en algún momento, para influir en la percepción online que otros tienen de ellos, sólo el 44% es totalmente consciente de las consecuencias a largo plazo que pueden tener sus actividades en la red en su reputación online o en la de otros. Por su parte, un tercio de los encuestados, afirma no tener control de su reputación digital.

“La reputación online de una persona se forma a raíz de sus interacciones en el mundo online y contempla diferentes y muy variados datos sobre ella, creados y publicados por ella misma o por otros usuarios. Esta información puede tener una presencia online duradera y afectar a su vida de muchas maneras – desde conservar sus relaciones de amistad hasta ayudar a conseguir o perder un nuevo trabajo”, explica Brendon Lynch, director de privacidad de Microsoft.

Toda actividad online, desde responder correos electrónicos y textos, hasta pinchar en “Me gusta” o hacer “retweet” de páginas preferidas, descargar fotos o hacer compras online contribuyen a forjar la reputación online de una persona. El estudio de Microsoft indica que mientras que, las personas son conscientes del valor de su reputación online, todavía se necesita ayudar a muchas de ellas a mejorarla.

España, el país más preocupado por su reputación online



De entre todos los países que han participado en la encuesta, España es el más sensibilizado con la reputación online. Un 31% de los encuestados reconoció estar muy preocupado por su reputación en la red, mientras que en Alemania sólo lo está un 15%. Además, España, también es uno de los países donde los usuarios manifiestan tener más control de sus perfiles online. Un 18% aseguró que tiene un control absoluto de su perfil en la red. Por otro lado, en España un 22% y Alemania un 26% muestran tener problemas para mantener información en privado.

Pese a esto, de forma específica y atendiendo a los datos españoles, sólo un 44% de los adultos y los niños de entre 8 y 17 años encuestados se declaran conocedores de las consecuencias que en el largo plazo pueden tener sus actividad en internet en su reputación personal. Mientras, sólo el 39% de los adultos y el 37% de los menores afirma pensar sobre el impacto en el largo plazo que tienen sus actividades online en la reputación de otras personas.

Los españoles encuestados consideran que son las fotografías y los comentarios que se realizan en redes sociales, seguidos de paginas web o blogs, los agentes que incluyen de mayor forma –ya sea de positiva o negativa- en la reputación online de las personas; las actividad en las redes sociales la consideran el cuarto factor más incluyente en sus perfiles online.

Por último, menos de la mitad, el 46%, de los padres entrevistados afirman ayudar a sus hijos a gestionar su reputación online. Así, los menores de entre 8 y 14 años tienen casi el doble de probabilidades de recibir la ayuda de sus tutores frente a los jóvenes de entre 15 y 17 años – 72% y 39% respectivamente-. Este dato refleja el gran riesgo que significa pensar que los chavales más mayores necesitan menor ayuda. De todos los menores entrevistados que afirman subir información online a redes sociales, son los jóvenes de entre 15 y 17 años los que muestran con un mayor porcentaje, 44%, ser más propensos a experimentar consecuencias negativas en su reputación online frente a los niños de 8 a 14 años con un 36%.

“Las personas desean disponer de diversas opciones de privacidad fácilmente comprensibles” comenta Lynch. “Desde Microsoft estamos comprometidos en ofrecer significativas opciones y ayudar a asegurar que las personas tengan las herramientas necesarias para poder gestionar mejor su privacidad y reputación online”.

Basándose en este estudio, y como muestra de apoyo en el Día de la privacidad que tendrá lugar el próximo 28 de enero, Microsoft ofrece una guía y distintas claves con el objetivo de ayudar a las personas a gestionar y proteger su reputación online. Si desea conocer más detalles sobre esta encuesta y sobre el compromiso de Microsoft con la privacidad, no dude en visitar www.microsoft.com/privacy/dpd

De forma resumida:

Mantente alerta y gestiona tu propia reputación online de forma constante
  • Busca todas las variantes de tu nombre en Bing y otras herramientas de búsqueda, y evalúa si los resultados reflejan la reputación online que te gustaría compartir con el mundo: las personas de tu empresa o futuros empleados, compañeros, amigos o los miembros de tu familia.
  • El estudio realizado por Microsoft demuestra que el 37% de los adultos raramente o nunca realizan esta acción.


Considera mantener separados tu perfil profesional del personal
  • Al buscar un trabajo, solicitar el acceso a un colegio o buscar un seguro o un préstamo, recuerda que tu perfil online puede ser un factor determinante para las personas que te contratan o el personal de admisión. Asegúrate de usar cuentas de correo distintas y nombres distintos para los blogs personales y las páginas web de cada perfil, y evita referirte a tus páginas personales.
  • El 57% de los adultos dedican tiempo a pensar cómo pueden mantener la privacidad de sus perfiles profesionales y personales, sin embargo, un 17% de ellos han compartido, sin querer, información que querían mantener en privado. La mayoría de la información que se comparte son detalles sobre la vida privada (56%) y fotos personales (38%).


Ajusta tus opciones de privacidad
  • En Internet Explorer u otros navegadores web, y en redes sociales, blogs personales y otros sitios donde se almacenan datos personales, es necesario revisar y utilizar las opciones de seguridad las cuales ayudan a gestionar quién puede ver tu información, cómo te puede buscar la gente, quién puede comentar y cómo bloquear accesos no deseados.
  • Según los resultados de nuestro estudio, un 49% de los adultos no utiliza las opciones de seguridad que ofrecen las redes sociales.


Piensa antes de compartir
  • Piensa en lo que estás escribiendo en tu muro (particularmente fotos personales y videos), con quién estás compartiendo la información, y qué impacto puede tener en tu reputación. Habla con tus amigos y familia de lo que quieres y de lo que no quieres que compartan sobre ti, y pídeles que eliminen todo lo que no quieras que otros vean.
  • El 14% de las personas afirma haber sido afectados negativamente por la actividad online que terceros comparten sobre ellos. De ese 14%, un 21% considera que esa información que otros compartieron le llevaron a ser despedidos del trabajo. Un 16% considera que desembocó en rechazo del seguro sanitario que habían solicitado, y otro 16% piensa que influyó a la hora de no ser contratados para un puesto de trabajo determinado. Por último, el 15% afirma que esta información fue la causante de que les denegaran una hipoteca.


Un buen ciudadano digital
  • Internet tiene una memoria a largo plazo. Mantener un comportamiento cívico y mostrar respeto por aquellas personas con las que te pones en contacto es clave.
  • Si quiere conocer cómo ser un buen ciudadano digital consulte la guía de Microsoft. Digital Citizenship in Action Toolkit


Acerca de Microsoft Ibérica
Microsoft Ibérica es subsidiaria española de Microsoft Corporation. Fundada en 1975, Microsoft es el líder mundial de software para informática personal y de empresas. La compañía ofrece un amplio abanico de productos y servicios diseñados para contribuir tanto al desarrollo del talento de las personas como al potencial de las empresas aumentando así su eficacia, productividad y capacidad competitiva. Para más información, puede visitar sus páginas españolas en Internet en http://www.microsoft.com/spain